Calidad de vida

El mes pasado estuve trabajando en una empresa como comercial. Me iba de casa a las 8 y volvía a las 20 (también he llegado a las 22 más de un día).
Mis hijos me extrañaban y yo los extrañaba a ellos.
Llegó fin de mes y la empresa puso sobre la mesa los objetivos que debía comenzar a cumplir.
Ya no trabajo más en esa empresa. El tiempo con mis hijos y mi marido valen mucho más que eso.

Poder almorzar y cenar con ellos, ver videos o bailar en el salón de casa hacen que valga la pena volver a “apretarse el cinturón”.

Ver cada día los logros de Sofía, la sonrisa en la cara de Santiago cuando supo que me quedaba en casa, la alegría de Tomás por llevarlos yo al cole…eso no se paga.

Ahora tengo que seguir buscando trabajo y tratar de combinar la mamá y la trabajadora.

Mientras tanto seguiré bailando en Sofía en el medio del salón, con la música bien alta y cantando “voy a vivir el momento, para entender el destino, voy a escuchar en silencio para encontrar el camino…” “voy a reír, voy a bailar, vivir mi vida, lalalala”

Vivir mi vida – Marc Anthony

Anuncios

2 pensamientos en “Calidad de vida

  1. Bienvenida otra vez al blog! 🙂
    A veces se complica combinar a la mamá y a la trabajadora, pero ojalá que consigas algo para poder disfrutar de las 2 cosas. Xxxxx Xxxxx Xxxxx Xxxxx.
    Besos

    • Gracias! este post lo escribí por la mañana…por la tarde estaba en el hospital con Santiago….por algo las cosas pasan.

      Yo también espero encontrar algo….en realidad ya me contactó una empresa….a ver qué pasa.
      Besos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s